MEMORIA MÉTRICA

Miscelánea del poeta y traductor José Miguel Domínguez Leal

lunes, 29 de marzo de 2010

EL CRISTO DE LAS TRINCHERAS


Hace unos años visité el monasterio de Batalha (Portugal), y allí me encontré con el llamado "Cristo de las trincheras". Debajo de él hay una monumento al soldado desconocido con una guardia permanente. Allí me interesé por conocer su historia: En la Primera Guerra Mundial, en la que participó Portugal al lado de los aliados, una división portuguesa se hallaba en el frente de Flandes. Diezmados por los alemanes y entre terribles sufrimientos, los soldados portugueses recuperaron en el pueblo de Neuve Chapelle la imagen mutilada de un Crucificado que había sobrevivido a los bombardeos, y la plantaron en sus trincheras. En 1958 el Estado francés cedió a Portugal esta imagen que luce ahora en dicho monasterio en una cruz y tal como quedó afectada por la metralla.
Me conmovió profundamente el simbolismo de esta historia, y escribí un poema en vísperas de una Semana Santa. El silencio de Dios no es signo de desdén o de inexistencia Suya, y creo que el suceso del Cristo de las Trincheras simboliza que la presencia de Cristo entre los hombres adopta, tal que en casos como éste,  una fuerza que a la palabra le es negada.



CRISTO DE LAS TRINCHERAS


Del desolado paisaje de las trincheras de Flandes,

hecho añosa fotografía, una imagen de Cristo

surge; clavado en la tierra por sus muñones, los brazos

abiertos, sin el madero que los sostenga; la mano

derecha perdida, la izquierda se abre desde su clavo.

Se ve de perfil su cabeza, sin caer sobre el pecho

de balas acribillado, que su lanzada constelan,

y un pútrido cierzo petrificó su melena sufrida.

¿Viéndote así quién podría ya acusarte de fraude?

Con tus nuevas heridas y mutilaciones te haces

presente, y lloras por los Lázaros desintegrados

que la soberbia humana redujo a lluvia de sangre,

y a los mudos de espanto y vergüenza les abres tus brazos.

viernes, 26 de marzo de 2010

LA VIÑA Y TARIFA


Concluye una semana agotadora. "La secundaria está imposible", me decía un viejo conocido al que han hecho liberado sindical de un sindicato de enseñanza, al tiempo que me contaba que, al tener más tiempo libre, estaba pensando en preparar una tesis. Yo, que no tengo esa suerte de ser liberado, debo enfrentarme todos los días a la pleamar de las aulas. Me he prometido no sorprenderme ya por nada de lo que vea u oiga en las clases, pero esta semana he vuelto a "cruzar otra línea roja". Un alumno de ESO me pedía ayuda para rellenar un formulario oficial, y al verlo por primera vez interesado en algo que exigiera esfuerzo intelectual, me puse a ayudarle en un aparte de mi clase de francés. Mi centro de trabajo está en pleno corazón del barrio de la Viña, emblemático en Cádiz por su idiosincrasia carnavalera (Yo nací y he vivido en el barrio de Santa María, de no menor importancia, en mi opinión, por su vocación flamenca), y el alumno me preguntó: "Profesor, ¿cómo se escribe Viña?". Con cansada mezcla de esperanza y escepticismo sólo acerté a responderle: "¿Me lo estás preguntando en serio?", aunque ya debía saber que era así, pues otro alumno terció: "Claro, profesor ¿no se escribe con 'b'?" Por supuesto, acabé diciéndole que era con 'v', y terminé "traduciéndole" las preguntas del cuestionario, pues no entendía los términos administrativos más sencillos.

Hace 2 o 3 años la Junta "descubrió" (básicamente a través de los informes PISA) que los alumnos tienen una comprensión lectora insuficiente, por decirlo con términos piadosos, y manda a sus inspectores a los centros para ver cómo se mejoran las llamadas, en la jerga al uso, "competencias instrumentales básicas", es decir, lengua y matemáticas. Cerrar los ojos a la realidad, y pretender que la secundaria se convierta en una prolongación de la primaria (lo que no deja de estar en el espíritu logsiano), parcheando lo que no se hace en ésta, no es la solución. Mejor harían pidiendo que se abolieran estas funestas leyes educativas ¿Es que no hay nadie dispuesto a acabar con esta odiosa estupidez? Muy al contrario, en nuestra Andalucía "imparable" sigue adelante este nuevo ROC, que fomenta esta extensión de la enseñanza básica de la primaria a la secundaria y la supresión de la especialización consagrada en los departamentos didácticos, objeto de fusión en "áreas", ciertamente como en primaria.

Me he llevado a unos alumnos interesados (pues también hay buenos alumnos y hay que cuidarlos) de excursión a Tarifa, que no visitaba hace más años de los que puedo recordar. Visitamos todo lo visitable de este hermosa localidad, y me ha cautivado el aspecto del mar Mediterráneo, remansado y sobrio en la Punta de Tarifa, separado por una leve lengua de tierra del tumultuoso y rizado océano Atlántico. Mágica Tarifa.

Felices vacaciones, amigos. Que Dios os guarde.

martes, 23 de marzo de 2010

'El BARÓN RAMPANTE' DE ITALO CALVINO


Acabo de terminar este libro (del que existe una magnífica traducción en Siruela), que me compré en Roma hace 2 años junto con las otras dos obras integrantes de la trilogía i nostri antenati: Il visconte dimezzato y Il cavaliere inesistente, en una librería de saldo. Los estoy utilizando para los exámenes orales de la E.O.I., que este año me están costando Dios y ayuda. Sé que es una obra muy alabada, aunque a mí me ha dejado un tanto indiferente. Calvino crea un argumento fantástico (un hombre partido en dos, cuyas mitades tienen vida independiente) o increíble (otro que decide a los 12 años subirse a vivir en los árboles y no bajar nunca más) y lo desarrolla hasta sus últimas consecuencias lógicas. Esta decisión del barón arbóreo tiene la contumacia de los obsesivos juegos a los que a veces se entregan los niños, y envuelve al personaje en una sombra de irrealidad añadida y de forzada criatura literaria, víctima de su propia rigidez. Esclavo de una promesa o desafío absurdo, el barón quiere construir su propia grandeza a través de este rasgo fanático de su personalidad, y ahí radica la fuerza y la debilidad de este personaje literario. Este estilita laico e ilustrado (la obra está ambientada en el paso del siglo XVIII al XIX), que tiene también mucho de prototarzán rousseauniano, puede ser un modelo del hombre moderno, no en su aspecto de distanciamiento objetivo (mirando el mundo desde lo alto de los árboles), independencia y racionalidad, como quizás pretendiera Calvino, sino en el sentido de falta de referentes, y de contacto con la tierra, y a lo que ella obliga: la conciencia de la esencia humana y de las obligaciones y necesidad de colaboración con el prójimo y entrega a él. La criatura de Calvino acaba, pues, desapareciendo en el aire alejándose agarrada al anca de un globo, y el mismo libro termina agotado en una reflexión metaliteraria sobre el hilo de tinta que, como un ovillo, lo desarrolla y concluye.

viernes, 19 de marzo de 2010

CUMPLEAÑOS


No suelo hablar mucho de mi vida personal en el blog -creo-, salvo lo que trasciende de mis poemas. Hoy, no obstante, he pensado hacer una excepción. He visto al entrar en el blog que había hoy 4 visitas y un total de 1.444, por lo que me he decidido, cual supersticioso pitagórico, a contar que mañana cumplo 44 años. Es una cifra cualquiera, lo sé. Pero el hecho es que la gente se pasa la vida poniendo límites y puntos de referencia (recuerdo el hermoso poema de Celaya donde hablaba de los 35 años de su vida...) Creo que en estos últimos 10 años de la mía, de los 34 a los 44, me han pasado muchas más cosas que en los 10 anteriores de entristecida juventud, aunque es cierto que, en paralelo, se va perdiendo la capacidad de asombro respecto a lo que le va sucediendo a uno. Por otro lado, se mira atrás y se asumen con cierta elegancia, e incluso nostalgia, los fracasos y frustraciones sufridos. Y se remueve, también, cual hidra en pozo ciego, la angustia de la futura repetición de las rutinas cotidianas que te escoltan con amable indiferencia al previsible e humano final. Una vida de hombre, en suma. Y en busca de Dios.
Una de las cosas de las que me siento más satisfecho de estos últimos años es de haber vuelto a escribir. Tras un largo silencio interior de 6 años, volví a este trato desabrido con las Musas en 2007 durante la convalecencia de una enfermedad profesional. Y haber creado este blog también me alegra bastante, pues ha alterado profundamente mis esquemas. Me animan ahora a hacerme un perfil en Facebook, pero, bueno, todo se andará.
Como hombre se tiene miedo a perder el tiempo, a estar coqueteando con el vacío, que te engullirá sin piedad más allá de las vanas ilusiones de perdurabilidad. ¿Qué hacer? Ser consciente ante todo, creo. Y no convertirse en la justificación de la máscara de uno mismo. Atreverse a echar un vistazo terminal a lo que nos rodea, y creo que para eso la poesía ayuda, aunque todos estemos un poco ciegos. ¡Quedan tantos anhelos, tantas intuiciones, tanta nostalgia de un sí mismo postergado, y aún íntimamente posible!
Un fuerte abrazo, amigos y amigas que leéis esto, mañana brindaré por vosotros.

P.S.: La foto es del reciente cumpleaños de mi sobrino ahijado que celebraba su primer lustro ¡Se ven con un poco de nostalgia estas tartas infantiles!

sábado, 13 de marzo de 2010

YO Y ELLO



YO

Mi falsa identidad, mi vieja historia,

abnegadas potencias de lo diario.

Un saludo, una cara, un yo, recelo,

inmortal carrusel de gestos muertos.

ELLO

La roja espuma, corazón silente.

Piden venganza las uñas cortadas,

y el cuerpo obedeciendo se desgasta,

indiferente a mis temores cíclicos.

miércoles, 10 de marzo de 2010

11-M


"Al acechar las elecciones españolas, el terrorismo promulga su evangelio, y pasa a la práctica. La hecatombe del 11 de marzo de 2004, programada con toda precisión, vale como monstruoso ejemplo. Poco importa que los 200 muertos y los 1500 heridos hayan sido gente humilde, probablemente opuestos como el 80% de sus compatriotas a la intervención en Irak. El "material humano" no cuenta apenas a los ojos de los terroristas que demuestran la fuerza de sus convicciones y la potencia de sus ofensivas mentales por medio del asesinato del desarmado, sea quien sea y piense lo que piense. Bis repetita, todo el mundo lo ha dicho, este 11 de marzo Europa ha vivido su 11 de septiembre; el terror de Manhattan ha golpeado otra vez.
Salvo que en Madrid, los asesinos pudieron jactarse de haber ganado. En tres días han dado la vuelta a la opinión pública. El partido de Aznar (partidario de la coalición Bush-Blair), dado como vencedor, ha mordido el polvo. ¡Castigado! pero, ¿por quién? ¿de qué sirven las campañas electorales, el puerta a puerta, los mítines, las convenciones, los balances, los programas, los debates, ya que basta con hacer explotar vagones atestado de pobre gente para invertir, en unas horas, el veredicto de las urnas? Este maremoto final que todas las previsiones excluían sólo se debe a las bombas de Atocha y al terror que difunden. ¿Cómo no iban a concluir los asesinos que son ellos quienes determinan la decisión y que el terrorismo es desde ahora más fuerte que la democracia? Los socialistas que fueron llamados a gobernar España han mantenido su promesa: han evacuado Irak. Han confirmado la íntima convicción de los asesinos: cuánto más grande es el horror más eficaz resulta. El crimen es rentable.
¡No es así -objetan los buenistas-, J.M. Aznar ha perdido porque su alianza con G.W. Bush era impopular! Cierto, pero, ¿lo era ésta menos a tres días de las elecciones cuando Aznar era considerado ganador, y sus adversarios no esperaban ya recuperar a todos los del "no a la guerra"? Sin las bombas los gritos de "¡Aznar asesino!" hubieran sonado falsos e irrisorios. El Ground Zero madrileño ha aterrorizado los cerebros, reanimado a los demagogos, e invertido el orden de las responsabilidades. Estaba programado para eso. Asestó a los pueblos dubitativos de todo el mundo la prueba de que la democracia, noción infiel, se pliega a voluntad del más cruel. ¿Los espíritus débiles, esos "tontos útiles" que decía Lenin, no habían atribuido ya a Bush y a la CIA la caída de las Torres Gemelas? Temiendo afrontar al patrocinador real, se echa mano de un responsable virtual y Aznar reemplaza a Ben Laden en la repugnancia de los electores, que le ajustan cuentas inmediatamente.
Las nuevas autoridades, en el colmo de la ironía, afirmaron acto seguido que resistían a los chantajistas cediendo a su chantaje. Dijeron que precipitaban el regreso de sus soldados de Irak para no tener que salir corriendo vergonzosamente bajo la presión de eventuales tomas de rehenes. Eso fue "explicado" con una buena fe totalmente surrealista. La circulación del odio produce vértigo. La barbarie se ensaña con otro que la sufre, la asimila y se descubre culpable".

(Cf. André Glucksmann, Le discours de la haine, Paris, Plon, 2004, pp. 220-221. La traducción es mía. Existe versión española de este libro del filósofo francés: A. Glucksmann, El discurso del odio, Madrid, Taurus, 2005).

domingo, 7 de marzo de 2010

EDIPO ANTE LAYO



Se acerca un prócer en su carruaje,

sus ojos en retirada,

sus manos caídas,

ofrecidas al lazo de la muerte desdeñosa

de su orden y control.

Oficiante acérrimo del ombligo familiar,

herrero del infierno de sus tripas,

sus labios no niegan un rictus de asco y fastidio.

Nada se le oculta de lo que puede saber,

negador patético de su juventud,

de su delirio, de su ambigüedad:

Lo que un hombre debe ser.

Me desgarro del odio de no ser tú.

jueves, 4 de marzo de 2010

TIERRA DE NADIE


He visto el domingo pasado la película En tierra de nadie de Danis Tanovic  (2001), que se ambienta en 1993 en el marco de la guerra de Bosnia-Herzegovina (1992-1995). Tres soldados, un serbo-bosnio y dos bosnios (uno de ellos herido acaba sobre una mina que explotará si se mueve) se encuentran en una trinchera en tierra de nadie. La intervención de soldados de la ONU y la prensa ayudará a desarrollar todo el drama humano de la película. Ésta está muy bien construida y no carece de una pequeña parte documental, perfectamente encajada, donde explica los prolegómenos del conflicto. Esta tragicomedia retrata con soltura el odio irreconciliable de los dos bandos, el oportunismo de la prensa, y el doble lenguaje de la ONU, dedicada a asegurar la llegada de ayuda humanitaria, pero dispuesta a mirar siempre para otro lado ante el crimen de guerra y el genocidio.
La película me ha hecho recordar un poema que escribí en esos años, impresionado por las imágenes de los criminales bombardeos serbios sobre la población civil de Saravejo. Quede como recuerdo de la ignominia:


GUERRA

Ojos desorbitados,

manos que se encogieron como garras.

Muerte de hombre, ya cosa.

Cual alfombra de honor la sangre asiste,

impúdico homenaje

a la piedra y a la nada.

lunes, 1 de marzo de 2010

DE LA GENERACIÓN Y A LA GENERACIÓN MONTERO


En homenaje a Orlando Zapata, víctima de ese otro Guantánamo que cubre el resto de la isla caribeña, he incorporado a mi lista de blogs Generación Y de la joven disidente cubana Yoani Sánchez, que también ha sido objeto de las represalias del régimen totalitario de los Castro. Ojalá sea cierto, como escribía Carlos Alberto Montaner el viernes pasado en ABC, que la muerte de Zapata no es una muerte más, sino que marca el principio del fin de la dictadura comunista cubana.
Hablando de totalitarismo, me llaman la atención las recientes declaraciones del secretario de Libertades Públicas del PSOE y presidente de la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados, Álvaro Cuesta, quien calificó ayer de «ofensa intolerable al Parlamento» y al Estado las palabras del portavoz de la Conferencia Episcopal (CEE), monseñor Martínez Camino, quien afirmó que la nueva ley del aborto da «licencia para matar a los hijos». En declaraciones a Europa Press, Cuesta dijo que con esas palabras «descalificadoras e injuriosas», el portavoz está «ofendiendo» a todo el sistema democrático, demostrando un menosprecio «de extrema gravedad» al principio de legalidad e incurriendo en una «extralimitación de la Iglesia católica». El diputado añadió que, mientras la ley esté en vigor, las iglesias pueden manifestar su desacuerdo, agotar las vías de recurso o influir democráticamente para que sea recurrida, y también recordar su moral o pedirle a sus fieles que no se acojan a ella, pero siempre “desde el acatamiento y respeto al principio de legalidad”.
“Le recuerdo a la Iglesia católica y al señor Martínez Camino, que en un país democrático, la ley es la expresión legítima de la voluntad popular formulada a través del Parlamento. El principio de legalidad y el respeto a las instituciones democráticas obliga a todos”, manifestó.
En esa línea, avisó a los obispos de que frente a la ley se puede “predicar el desacuerdo y la condena” pero no “la insurrección ni el golpismo, ni el menosprecio al Parlamento, y en el respeto a los principios democráticos”. “La Iglesia católica ni tiene bula ni es una excepción”, subrayó.
Por último, recordó que la ley ha salido adelante con un “amplio respaldo parlamentario”, “prácticamente de todos los grupos menos uno” y que “goza de la presunción de constitucionalidad” avalada por el Consejo de Estado (fuente EP/InfoCatólica).
Decía Oscar Wilde que la mejor manera de resistir a la tentación es sucumbir a ella, y creo que el Sr. Cuesta sucumbe plenamente a la "tentación totalitaria" de la que hablaba J-F. Revel. Como quizás diría Gustavo Bueno, el Sr. Cuesta se atiene a la concepción del "formalismo democrático", que atribuye un valor absoluto a las decisiones tomadas por un parlamento, leyes que pueden ser manifiestamente injustas y que merecen ser combatidas democráticamente sin que se tenga que ser acusado de "insurrecto, golpista o irrespetuoso". El relativismo moral del Sr. Cuesta, que no reconoce más valores que los formales legales, en una reductio ad absurdum serviría también para defender las leyes racistas, eugenésicas y liberticidas que aprobaran parlamentos surgidos de democracias "formales" (en cuanto sujetas a la legalidad vigente). Su formalismo totalitario, que quiere ofrecer su propio espejo a quien se oponga a la injusticia auque sea legal, va unido a un laicismo agresivo y excluyente que ataca gratuitamente a la Iglesia por defender su doctrina moral, que, en terrenos como este del aborto, coincide con la del sentido común. Me gustaría saber qué opina el Sr. Cuesta de la carta de dimisión enviada a Zapatero y Pajín por el concejal socialista del Ayuntamiento de Paradas (Sevilla), Joaquín Montero, quien ha pedido su baja como militante del PSOE y la dimisión de los cargos que ocupa en el consistorio andaluz tras la aprobación de la nueva ley del aborto. Reproduzco la carta de este socialista consecuente con sus ideas, ya condenado al ostracismo:



“Tras la aprobación esta misma tarde de la futura ley del aborto, ley Aído, en el Pleno del Senado con una ajustada mayoría de voluntades compradas a golpe de concesiones, este partido, el Partido Socialista Obrero Español, da un paso adelante en la conquista de la sinrazón en la que tanto camino tiene recorrido. Esta ley ha sido posible gracias a los males anteriores que ya habían sido asumidos:
Por un lado, la falta de libertad dentro del partido es un signo característico e inconfundible para percibir hasta dónde se han traicionado los valores democráticos que siempre caracterizaron a la Izquierda. No sólo acudimos a las anteriores Elecciones Generales de 2008 sin llevar en el programa electoral mención alguna a la ley que hoy se aprueba, sino que meses más tarde, en la ponencia marco del XXXVI Congreso Federal tampoco se hacía mención expresa a promover una nueva ley del aborto donde se considerase este como un derecho.
Hemos engañado al electorado al que representamos y hemos obviado el diálogo interno dentro del partido sobre un tema que, no sólo es contrario al humanismo universal que históricamente caracterizó al socialismo, sino que además divide a la sociedad dramáticamente. Este es un hecho antidemocrático sumamente grave.
Pero además, hemos contemplado estupefactos como se ha consensuado con los sectores nacionalistas más reaccionarios que el aborto sea un derecho sin límites, manteniendo el supuesto coladero hasta la 22ª semana. Aprendí de viejos y verdaderos militantes socialistas, que dieron hasta el último aliento de sus vidas por los ideales en los que creían, que “No hay en nuestros días una afirmación más reaccionaria que la del derecho de una persona sobre la vida del hijo no nacido. Es el derecho de propiedad más absoluto concebible, más allá del derecho del amo sobre el esclavo”. La propiedad sobre las personas ya fue abolida en la historia de la humanidad.
Es evidente que el socialismo, dentro de este partido, no puede ya superar los 40 años de vacaciones disfrutados durante la dictadura franquista, no ha sido capaz de conectar con el espíritu socialista de la clase obrera pobre que lo creó, por lo que pido que desde este mismo día conste mi baja como militante del PSOE. Así mismo pongo a disposición del partido los cargos electos que ocupo en el Ayuntamiento de Paradas (Sevilla). Jamás permitiré que mi nombre aparezca junto al de una organización que legitima la muerte de inocentes mediante la aprobación de leyes injustas”.
(Fuente: Albadigital)