MEMORIA MÉTRICA

Miscelánea del poeta y traductor José Miguel Domínguez Leal

sábado, 21 de enero de 2012

EL LIS ROJO


Homenaje a Blaise Cendrars, inspirado en su obra La mano cortada, memorias de combatiente en la Primera Guerra Mundial.



Tañe las alambradas una mano solista

huérfana de obús, anónima araña

que a las moscas bendice.

La mano derecha,

generoso cometa de sangre.

Mano creadora, tiralíneas de lo cierto,

la mano del Padre,

la mano de un poeta,

extranjero de París, madre quimera,

y Hombre entre desesperados.

Cerraste tu puño a la quiromancia.

Las estrías malditas de tu trunca columna

predijeron aquellos viejos ideales

y sus nuevas formas de matar:

Minas, gases, aviones, tanques,

muerte civilizada, democrática,

con sentido por fin, reglamentada,

contra un hombre solo y su mano global.

Pianos, senos, émbolos y pernos,

sutil, irónica mano, sarcasmo en el aire,

tributo y catarsis

del Héctor que sobrevivió a su Homero

“¡Oh, Francia, mi hermosa tumba!”.



(1992-95)

 
Imagen: fotograma de la película Sin novedad en el frente.

2 comentarios:

RETABLO dijo...

Es muy serio todo esto.Es el mundo descrito por Robert Graves en "Adios a todo eso", o por Jünger en "Tormentas de acero". También está hermanado con un poema de Juaristi dedicado a Siegfried Sasoon.

José Miguel Domínguez Leal dijo...

Desconocía el poema de Juaristi, amigo del Retablo. Una de mis próximas lecturas es los poemas de guerra de W. Owen, y es muy recomendable en este aspecto la película "Regeneration" de G. Mackinnon.
Un muy cordial saludo.